Ciencia y Computación    

Un cargador a distancia

Cargar un dispositivo móvil de forma inalámbrica es realmente menos complicado que enchufarlo. En cualquier caso, aún así requiere que el dispositivo esté en contacto físico con su estación para que este método funcione. Eso está a punto de cambiar. La Comisión Federal de Comunicaciones (FCC) ha aprobado el primer cargador inalámbrico que funciona a un metro y medio de distancia. Energous, la empresa que está detrás de este proyecto, ha bautizado a este dispositivo como “WattUp Mid Field”.

Básicamente, este transmisor convierte la electricidad en radiofrecuencias. Lo que hace es transmitir energía a los dispositivos cercanos equipados con un receptor correspondiente. Esto difiere del método de inducción actual que todos conocemos basado en el sistema de carga inalámbrica Pi. Además, ofrece un rango mayor que los cargadores Belkin y Mophie, los cuales requieren contacto físico con el dispositivo.

“WattUp Mid Field” puede cargar varios dispositivos a la vez y es capaz de funcionar con un gran número de ellos. Desde celulares o tabletas, pasando por teclados y auriculares. La única condición para conseguirlo es que todos estén equipados con el receptor adecuado. Otra de las grandes ventajas es que se emplea un protocolo de conexión abierto como WiFi. Esto significa que, por ejemplo, podrás cargar tu teléfono Samsung aunque el transmisor esté fabricado por Sony o Apple. Hay que señalar que por el momento Energous aún no dispone de ningún dispositivo preparado para venderlo a través del comercio minorista.

MÁS TITULARES DE Ciencia y Computación