NACIONAL    

Continuaron movilizaciones

Conflicto entre UPEA y Gobierno deja de lado muerte de Quispe

• En La Paz, estudiantes se arrodillaron como muestra de protesta pacífica, ante la represión policial con gases lacrimógenos

Después de más de dos semanas del deceso del estudiante Jonathan Quispe, las autoridades de la Universidad Pública de El Alto (UPEA) y el Gobierno nacional relegaron la investigación del deceso del estudiante, ocupándose solamente del problema presupuestario y dejando a segundo plano la muerte del universitario.

La respuesta del presidente del Senado, Alberto Gonzales, de no aceptar la modificación a la Ley 195 de Coparticipación Tributaria, como dio a conocer el Ejecutivo nacional, encamina a la vía de subsidio extraordinario. Mientras el Gobierno mantiene su propuesta paliativa de 70 millones de bolivianos.

Pese a la intención de declararse en piquete de huelga de hambre al interior de la Vicepresidencia en la noche del lunes y ser, posteriormente, sacados con uso de la fuerza policial por parte del Gobierno en la madrugada de ayer, las autoridades de la Universidad Pública de El Alto (UPEA), buscan diferentes vías para que las autoridades, tanto del Ejecutivo como del Legislativo puedan mejorar la propuesta económica, que les permita, no solo llegar a concluir el año, sino sobre todo evitar recibir recursos que corresponden a la próxima gestión aumentando el actual déficit de esta casa superior de estudios y el 2019 seguir demandando recursos al órgano Ejecutivo.

ENCAPUCHADOS

“Fuimos desalojados por la fuerza con policías encapuchados, nos sacaron como si fuéramos criminales, lastimosamente hemos sido intervenidos y pese a ello seguiremos en medidas de presión porque se vulnera el derecho a la protesta intervenida a la 01.00 de la amdrugada”, explicó el representante de docentes, Salvador Quispe.

En la jornada de ayer, la determinación de los tres estamentos fue de aplicar el bloqueo de las mil esquinas en la ciudad de La Paz, demandando los recursos económicos que les permita, no solo atender gastos corrientes de sueldos y salarios en la presente gestión, sino, sobre todo, la prestación de servicios de la universidad para las próximas gestiones.

DIVERSOS PUNTOS

El bloqueo permanente y vigilia demandando la modificación de la Ley 195 se aplicó en 12 puntos zonales, como la Plaza del Estudiante, Obelisco, Plaza Eguino, nudo Vita, Vicepresidencia, Comercio, Ballivián. Colón, Camacho, entre otras. Pero al mediodía de ayer la mayor protesta fue concentrada en la plaza del Obelisco, donde efectivos policiales de la Unidad Táctica de Operaciones Policiales (UTOP), apoyados por otros grupos, evitaron a que la protesta de los universitarios llegará a la Vicepresidencia.

Estudiantes decidieron arrodillarse para demostrar que su protesta es pacífica y que solo buscan recursos para continuar con el funcionamiento de esta casa superior de estudios, logrando de esta manera paralizar el centro de la ciudad de La Paz.

“La UPEA necesita sus recursos, nosotros hemos luchado en octubre 2003 por la nacionalización de los recursos y ahora somos tratados peor que en la etapa neoliberal. Los recursos que son cancelados por impuestos deberían ser distribuidos a todas las universidades conforme a los servicios sociales que prestan, solo se pide obtener los mismos recursos de coparticipación que las otras universidades, es por eso que estamos en las calles por modificar la Ley 195”, explicó el docente de derecho, Edgar Llanos.

En horas de la tarde la protesta de los estudiantes, docentes y administrativos se mantuvo vigente, mientras definían mecanismos que permita instalar puntos de vigilia para ser atendidos por las autoridades de Gobierno.

FUNCIONARIOS DE GOBIERNO

El ministro de la Presidencia, Alfredo Rada, dio a conocer que la comisión negociadora de la UPEA actuó “con mucha irresponsabilidad al rechazar la oferta del Gobierno de un soporte extraordinario de 70 millones de bolivianos consolidado a su presupuesto anual y de ofrecer el descongelamiento de los fondos IDH por 222 millones de bolivianos”.

Afirmó que esos fondos lo tenían congelados porque la UPEA no terminó de acreditar su situación ante el Comité Ejecutivo de la Universidad Boliviana (CEUB). Precisó que acreditar significa certificar el verdadero número de estudiantes que hay en esa universidad.

“No sé si volverá a ver otra reunión, lo vamos a evaluar, pero la propuesta del Gobierno está ahí, es una propuesta definitiva, concluyente”, declaró.

MODIFICACIÓN INVIABLE

En tanto, el presidente del Senado, José Alberto Gonzales, dio a conocer que es inviable la modificación de la Ley 195 “y que solo se permite la entrega de recursos extraordinarios que de 40 millones de bolivianos que se daba el pasado año, hoy se ofrece solo 70 millones de bolivianos, que es lo que gastaron la pasada gestión”, explicó.

“La nueva propuesta es que estos 70 millones de bolivianos no sean extraordinarios, sino que pasen a su presupuesto de este año y de los demás años. No se cierra la entrega de otros recursos extraordinarios, pero los de la UPEA rechazaron el monto económico, porque persisten en demandar mayores recursos en un 40% en comparación con otras universidades”, explicó Gonzales.

MÁS TITULARES DE NACIONAL