NACIONAL    

Avisos en redes sociales

Anuncios de desaparecidos no garantizan denuncia legal

• Autoridades policiales afirman que los problemas de conducta y crisis familiares impulsan a difundir avisos falsos de secuestros

En la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (I), al momento se investigan dos hechos de trata y tráfico de personas, los cuales fueron denunciados en la pasada gestión. Pero las denuncias de personas desaparecidas en redes sociales, no garantiza que sean reales, explicó la sargento Jaqueline Vargas.

"En el primer caso se trata de una estudiante de la UPEA, ella salió de su casa dando a conocer que estaba buscando trabajo y hasta la fecha no retornó a su hogar, este hecho ocurrió cuando la personas tenía 21 años y a la fecha no hay rastro alguno", detalló la sargento Vargas.

DATO CURIOSO

En las investigaciones desarrolladas hasta la fecha, se tienen conocimiento de que existe una comunicación de esta joven hacia su hermana, quien en varias ocasiones le solicita que consiga personas de su edad o más jóvenes, aspecto que llama la atención y no se puede establecer al momento en que está metida y por qué pide sumar más jóvenes a su actividad.

Mientras que el segundo caso de trata y tráfico también tienen data de la pasada gestión, un menor de 17 años, quien sale de su domicilio a encontrarse con su amigo de 18 años y ambos llegan a la casa de su profesor, desde ese momento no les han vuelto a ver.

"Al momento las tres personas están aún desaparecidas, el joven de 17 años, su amigo de 18 años y el profesor no han sido encontrados hasta la fecha y en este caso, ya se tienen con detención preventiva a una madre joven de 18 años y a su hermano, porque el menor continúa comunicándose con su familia", estos casos todavía continúan en proceso de investigación, como establece la sargento Vargas.

Si bien la mayoría de los casos logran ser denunciados formalmente, en el 95% de los conflictos los adolescentes infractores retornan a sus hogares y logran llegar a un acuerdo con sus progenitores, al tratarse la mayoría de los casos, por factores de inconducta, la razón por la que los menores deciden salir y no retornar a su núcleo familiar.

REDES SOCIALES

La Policía, reconoce que si bien las redes sociales son un instrumento que colabora para poder masificar las denuncias de jóvenes, menores y adolescentes reportados como desaparecidos, pero existe un riesgo en que algunas publicaciones no tienen el registro de haber sido denunciados formalmente y podría generar un conflicto de pareja.

"Si bien nos permite generar un efecto psicológico, porque los adolescentes logran evidenciar de que hay gente que está “compartiendo" que su familia formalizó la denuncia en la instancia policial y que está siendo buscado, eso incluso evita a que otras personas busquen cometer algún ilícito con él y elige retornar a su casa", detalló.

Pero qué pasa cuando la pareja está separada y no existe desaparición de un menor y uno de los conyugues difunde como si lo hubiera hecho mediante otro contacto, este aspecto puede ocasionar a que la madre pierda la custodia, porque ha descuidado al menor y mientras no sea oficial la denuncia, no debiera ser tomado en cuenta, pero ya el mal momento y el problema ya fue generado.

EXTORSIONES

Otro aspecto negativo de la denuncia por redes sociales, es que "las personas con detención preventiva en las diferentes cárceles, toman en cuenta los números telefónicos de los padres que denunciaron y les llaman indicándoles que ellos los tienen a los menores, que deben pagar una suma, que les compren tarjetas o que hagan el depósito de dinero para soltarlos y solo se trata de aprovechar la situación de desesperación de la familia, para lograr un chantaje económico y eso no se puede controlar con las redes sociales, porque todos lo ven", explicó Vargas.

Para la División de Trata y Tráfico de personas, lograr mejorar la relación de familia entre progenitores y menores, es esencial sobre todo cuando se busca evitar riesgos en la calle para los adolescentes.

MÁS TITULARES DE NACIONAL