POLÍTICA    

Por denuncias de corrupción Caso Fondo Indígena

Dos exministras de Desarrollo Rural en la cárcel por el Fondo Indígena

• Coinciden en el penal de Miraflores Nemesia Achacollo y Melva Hurtado por Fondioc y Gabriela Zapata por el trámite de influencia en favor de la empresa china CAMC

Julia Ramos y Nemesia Achacollo fueron exministras de Desarrollo Rural en distintas gestiones del Gobierno del Movimiento Al Socialismo (MAS), en la actualidad ambas se encuentran en reclusión carcelaria, con detención preventiva por los supuestos actos de corrupción en el anterior Fondo de Desarrollo para Pueblos Indígenas Originarios y Comunidades Campesinas (Fondioc).

Junto a ellas se encuentran también detenidas otras dos mujeres: Melva Hurtado y Elvira Parra; ambas con cargos de manejos irregulares en proyectos indígenas.

A ellas se suma otra mujer: Gabriela Zapata, expareja del presidente Evo Morales, actualmente con detención preventiva, en la cárcel de Miraflores.

Zapata y Achacollo están juntas en el penal de Miraflores, de la ciudad de La Paz.

ESCÁNDALOS Y CORRUPCIÓN

En los últimos años, el actual Gobierno fue sacudido por dos grandes hechos de corrupción: el primero, relativo a malos manejos de recursos estatales en el anterior Fondo Indígena y, el segundo, el escándalo relacionado con los contratos estatales suscritos con la empresa china CAMC, a través de Gabriela Zapata.

COLABORADORAS

Una de las colaboradoras fue la tarijeña Julia Damiana Ramos Sánchez, exdirigente sindical, ex iputada y ministra de Desarrollo Rural y Tierras, designada por Morales desde el 23 de enero de 2009 hasta el 23 de enero de 2010, en la primera gestión del MAS.

A fines de noviembre de 2015, Ramos Sánchez fue detenida de forma preventiva en el centro penitenciario de Obrajes, acusada de suscribir presuntamente varios proyectos “fantasmas” con recursos del anterior Fondo Indigena.

A Sánchez le precedió Nemesia Achacollo Tola, natural de Villa Yapacaní, Santa Cruz. Fue dirigente de la Confederación Nacional de Mujeres Campesinas Indígenas Originarias de Bolivia, Bartolina Sisa y, posteriormente, designada como ministra de Desarrollo Rural, en enero de 2010 hasta el 31 de agosto de 2015.

Ambas, Ramos y Achacollo están con detención preventiva. La primera en Obrajes y la segunda en Miraflores.

OTRAS IMPLICADAS

Asimismo, Melva Hurtado, quien fue presidenta de la Confederación de Pueblos Indígenas de Bolivia (Cidob), está acusada de no concluir dos proyectos del Fondo Indígena y llevar dinero a su cuenta particular. Se halla detenida desde el 5 de diciembre de 2015, en la cárcel de Miraflores.

Elvira Parra, quien fue directora ejecutiva del Fondo Indígena, se encuentra detenida en el penal de Obrajes, acusada de un daño económico al Estado de 71 millones de bolivianos, por 153 proyectos no ejecutados o inconclusos. Está encarcelada desde el 5 de marzo de 2015 en Obrajes.

Otra mujer que si bien no fue autoridad gubernamental pero sí tuvo relación con el Estado y empresas chinas, según las indagaciones del Ministerio Público, es Gabriela Zapata, quien fue pareja del presidente Evo Morales.

Zapata tiene dos procesos pendientes: en el primer proceso, el Ministerio Público la acusó de supuesta legitimación de ganancias ilícitas y daño económico al Estado. En el segundo caso tiene la imputación formal por cometer el delito de trata de personas.

ESTÁN JUNTAS

Un dato curioso que fue destacado en redes sociales con el traslado de Nemesia Achacollo al penal de Miraflores, es que ella estará en el mismo recinto que Gabriela Zapata, la polémica exnovia del mandatario.

MÁS TITULARES DE POLÍTICA