ECONOMÍA    

ECONOMÍA Y FINANZAS

Severa crítica

Humberto Vacaflor

Dice la calificadora de riesgo Moodys que Bolivia vive de exportar gas a mercados cautivos pero que sigue “siendo uno de los países más pobres de América Latina debido a sus políticas económicas estatistas que frenan las inversiones y el crecimiento”.

 

Las protestas en Irán no han afectado la capacidad de producción de petróleo del tercer mayor productor de la Organización de Países Exportadores de Petróleo. Sin embargo, el precio ha estado aumentando debido a la clara posibilidad de que los disturbios se agraven. La ola de frío que golpea a Estado Unidos también es un factor que ha elevado el precio del petróleo. Algunos expertos ya han estimado que el precio podría llegar a 80 dólares en 2018.

El precio del oro empezó el año al alza y superó su nivel más alto desde septiembre 2017. Al abrir los mercados internacionales, después del feriado de fin de año, el precio del oro aumentó en reacción las protestas en Irán y la posibilidad de inestabilidad regional. La cotización volvió a bajar tras las noticias positivas sobre las economías desarrolladas de Europa y especialmente Estados Unidos y la recuperación de la cotización del dólar frente a otras monedas.

El precio del zinc podría seguir subiendo durante la primera mitad del año, según los expertos de asiáticos que ven una recuperación de la economía china. Las políticas de mejoramiento de la calidad ambiental en sus procesos de producción en minera y fundiciones resultaron en una reducción de la producción de zinc y se temía que también resulte en una reducción del consumo. Nuevos datos muestran que el consumo seguirá aumentando.

Sus análisis recuerdan que, entre 2010 y 2014, los altos precios del petróleo hicieron subir los ingresos por la venta de gas pero que desde entonces los ingresos cayeron por el descenso del precio del crudo.

“La falta de inversiones en los sectores de hidrocarburos y minería, además de conflictos entre grupos sociales dañaron a la economía boliviana”.

En 2015, dice el informe, el presidente Evo Morales comenzó a hacer algunos gestos dirigidos a cambiar la idea de los inversionistas del sector petrolero, aludiendo seguramente al incremento de los “costos recuperables” y a la apertura de parques nacionales para la exploración petrolera.

Y también alude el informe a la ley de inversiones aprobada por el Gobierno, aunque no entra en detalles, por ejemplo, al hecho de que hasta ahora esa ley no haya sido reglamentada, algo que algunos empresarios privados bolivianos observan con timidez y miedo.

Al comenzar 2018 queda pendiente una observación que hizo el FMI el año pasado, y que reprodujo Siglo 21.

Había dicho que la economía boliviana tiene que enfrentar el problema del cambio fijo, que es fijo pero de facto, porque el Gobierno no lo ha admitido hasta ahora, desde que lo congeló en 2013.

El analista Carlos Rocabado dijo también que el déficit fiscal y de balanza de pagos, así como de la balanza comercial, se mantendrán en 2017 y también en 2018.

Es decir que no prevén cambios en la economía boliviana, cambios que pudieran mejorarla. No había aludido el análisis al hecho de que la propiedad privada de la tierra en Santa Cruz está sometida a un sistema de confiscación que depende de los funcionarios del INRA.

Las proyecciones sobre el PIB son discrepantes con las que hizo el Gobierno. El FMI directamente prevé que la economía boliviana crezca solamente entre 3,5% y 4%. Moody´s dice que, como van las cosas, el presidente EMA podría presentar al electoral de 2019, un nivel aceptable de crecimiento de la economía.

• El elemento que falta en este análisis es la decisión del gobierno de anular la prohibición de exportaciones, que regía para el agro cruceño.

Los cambios que las instituciones internacionales consideran importantes para incentivar la economía boliviana son conocidos y están relacionados a la seguridad jurídica y el fortalecimiento de las instituciones. La diferencia entre los discursos de atracción y la realidad disuasiva sigue siendo un problema.

El Gobierno anuncia que este año comenzará, de veras, esta vez sí, la producción de litio en el salar de Uyuni para que Bolivia controle el precio internacional por el tamaño de sus yacimientos.

Reuters dice que nueve años después de haber comenzado y haber invertido US$ 450 millones, la empresa estatal boliviana sólo produce 10 T al mes, muy lejos de Chile (5.833 T) y Argentina (2.500 T).


“Petro” dolarización

El “Petro” es la nueva criptomoneda, respaldada con reservas de petróleo venezolano, que el gobierno de Nicolás Maduro ha propuesto como una solución al problema de la hiperinflación y la costosa impresión de billetes sin respaldo. El petróleo se cotiza en dólares por lo que este sería un paso a la dolarización de Venezuela.

Argentina Vs USA

Argentina ha perdido su principal exportación a EEUU que en 2017 fue el biocombustible. La administración de Trump considera que Argentina e Indonesia subsidian la producción de biocombustibles, lo que daña a sus propios productores. Las exportaciones de biocombustribles de Argentina a Estados Unidos llegaron a 1.140 millones de dólares en 2016.

Exportaciones CAN

Bolivia es el segundo mayor importador de productos peruanos de la Comunidad Andina de Naciones (CAN). Entre enero y octubre de 2017, las exportaciones de Perú a Bolivia llegaron a 507 millones de dólares, un aumento del 11,79% con respecto al año anterior. El principal comprador de productos peruanos en la CAN es Ecuador con 660 millones.

Lo bueno

Es que el Gobierno anuló la prohibición de las exportaciones del agro cruceño, que habían frenado no solamente las ventas al exterior sino también las inversiones en el sector.

Lo malo

Es que la medida llega cuando el país ha perdido mercados de exportación y cuando el área cultivada se ha estancado, dando lugar a que las tierras sean transferidas a especuladores urbanísticos.

Lo feo

Es que se mantiene vigente la amenaza de la FES, un principio por el cual la tierra puede ser revertida al Estado cuando así lo desee algún funcionario del INRA, con o sin motivo.

MÁS TITULARES DE ECONOMÍA