METRO CUADRADO    

ARQUITECTURA

Un Quijote De La Restauración

Arquitecto, historiador, escultor, promotor de nuevas generaciones en la Universidad Mayor de San Andrés, Jimmy Ledezma Parada, es uno de los pocos profesionales que durante años defendió el patrimonio arquitectónico de la ciudad de La Paz e intervino en muchas de ellas junto a un equipo selecto de profesionales como la Arq. Shirley Patty Balboa y Graciela Paco Chambi y que aún buscan mantener la memoria de los inmuebles del tiempo de la intervención española en territorio nacional como también las construcciones republicanas y post. “Muchos monumentos patrimoniales fueron recuperados por conciencia de los mimos propietarios, pero otros esperan a que se deteriore con el tiempo para luego destruirlas totalmente y construir viviendas horizontales, que supuestamente son más rentables” sostuvo el Quijote de la restauración en una entrevista con m2.

Ledezma, en su vida como profesional se dedicó a este rubro como si fuese el suyo, prueba de esta afirmación, es que en cada intervención realizó junto a un grupo de arquitectos y constructores varias restauraciones en la ciudad de La Paz y el interior del país. Además de investigaciones históricas de cada vivienda, iglesia, espacios públicos, interpretaciones de fachadas para luego buscar el estilo de restauración en colores, materiales, mano de obras e incluso crear museos privados que permiten valorizar esas obras que en su momento fueron la imagen de nuestra e ciudad maravillosa.

Un “Quijote” de la arquitectura, especialista en restauración que durante años y hasta su muerte, creyó en esa posibilidad de recuperar la memoria arquitectónica de nuestros antepasados, y pese a que no es muy rentable de igual manera apostó por esa posibilidad de mantener en pie estas construcciones del pasado. Era del criterio que cada vez menos se respetaba las construcciones antiguas y que la ciudad de La Paz, de a poco va perdiendo la arquitectura de oro, además de su identidad como ciudad.

Pero al menos se fue de esta vida, con la satisfacción de haber recuperado algunas que perdurarán en el tiempo y serán apreciadas por generaciones futuras y las más al parecer tienden a desaparecer en el tiempo, claro ejemplo es la destrucción de una casa colonial ubicada en la calle Potosí y que era parte de palacio de gobierno y que esa casa de 1.700 años, por la cual Ledezma sacó cara pero no pudo detener su destrucción.

RESTAURACIÓN Y CONSERVACIÓN

“No es posible concebir la historia del ser humano en el mundo sin que este asociado a la construcción de moradas de sus habitantes originarios en las distintas regiones. La excepción no es Bolivia y menos La Paz, siendo que para establecer de cómo concibieron la arquitectura colonial o española con sus iglesias, movimientos de “evangelización” y sometimiento a los habitantes de la región andina que, por supuesto ya dominaban la construcción, no fue ninguna novedad el estilo de los colonizadores, que efectivamente aportaron con las estructuras y campanarios a lo largo de los Andes bolivianos” dijo Jimmy como lo conocían en la UMSA.

Destacar las construcciones arquitectónicas con mucha perfección y que hasta ahora no encuentran una explicación lógica, es la edificación de la cultura Tiwanacota, que hoy es uno de los íconos del territorio sudamericano, cuyas ruinas aún se encuentran de pie, como un monumento mudo de la majestuosidad de arquitectura y como un referente de estudio.

“Sin embargo, refiriéndonos a la iglesia de San Sebastián de La Paz y que inicialmente fue denominada San Pedro, marca la historia de paceños y bolivianos en arquitectura o construcción… si usted prefiere, ya que no es una iglesia común, pues su historia se remonta a inicios de la creación de esta nueva ciudad en su tiempo y que nace como intermedia entre ciudades del Norte y Sur de Sudamérica.

San Sebastián, fue edificada con las primeras arquitecturas e influencias sacras de le época y que hasta hoy mantiene aún esa originalidad.

Ledezma junto a profesionales hicieron una cronología histórica muy necesaria para entender y valorar el sentido de preservar y restaurar los monumentos tangibles, siendo la memoria de un tiempo y tuvo su momento de apogeo y las nuevas generaciones la deben respetar, conservar y no destruirla.

El arquitecto en el libro Arquitectura-Restauración de Jimmy Ledezma Parada del autor Mario Daza Castellón, que dentro de poco estará en la librerías como un homenaje póstumo a este fantástico y enigmático arquitecto declaró que “Las primeras arquitecturas en el tiempo de la colonia, efectivamente fueron las iglesias y San Sebastián que fue testigo de ese primer proceso muy cuestionado, imponiendo la nueva arquitectura para ese tiempo”

Agregando que también fue imperioso definir de cómo nació Nuestra Señora de La Paz, como ciudad y quienes fueron los primeros proyectistas de plazas y calles, pero siempre apegado al movimiento religioso, que para sus épocas fue la clave del éxito para someter a los primeros habitantes de “Chuquiyapu”. Hay que relievar que los constructores de esos años mantuvieron un lineamiento de obra, utilizando materiales de la misma región o del lugar. Aspecto que hoy por hoy los arquitectos aconsejan este sistema constructivo para ahorrar transporte, energía y otros aspectos que se relacionan con el costo en las edificaciones que viene a ser parte de la historia de un pueblo en un tiempo, una generación que marcó la historia antes y pos colonización en “Nuestra Señora de La Paz”. Paz en tu tumba amigo y que la futuras generaciones aprecien tu labor, en especial tu familia…

MÁS TITULARES DE METRO CUADRADO