DEPORTES    

Francia derrota (1-3) al anfitrión del mundial en San Petersburgo

Francia cerró ayer la pequeña crisis provocada por la inesperada derrota ante Colombia al vencer sin brillo a la anfitriona del Mundial, Rusia (1-3), en un partido en el que se reivindicó Paul Pogbá con un gran gol de falta y una asistencia a Kylian Mbappé, que anotó dos tantos.

Pogbá protagonizó lo poco bueno del equipo galo en San Petersburgo, donde más de 56.000 personas acudieron al estadio. EFE

MÁS TITULARES DE DEPORTES