SOCIEDAD    

Covid 19

CIDH preocupada por situación de vulnerabilidad de indígenas en Bolivia



Por el avance acelerado de casos de coronavirus en la región sudamericana y los sectores más castigados por la enfermedad, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ratificó su preocupación por la situación de vulnerabilidad de los pueblos indígenas de Bolivia y pidió evitar actividades extractivas en sus territorios.

“Según información existen 77 casos positivos en los pueblos yuqui, guarayo, yuracaré, cayubaba y charagua iyambae, algunos pueblos en riesgo de extinción”, detalló el organismo de la Organización de Estados Americanos a través de su cuenta de Twitter.

Desde diferentes sectores se manifestó esta preocupación por el riesgo que pesa sobre los pueblos indígenas de Bolivia en medio de una crisis sumada a la precariedad de sistema de salud y déficit para el acceso a medios de transporte y comunicación en diferentes territorios.

“Preocupa a la CIDH la falta de atención médica y acceso a equipos de bioseguridad, alimentos y bonos de ayuda en territorios indígenas, aunadas a condiciones preexistentes de precariedad en salud y contagios entre petroleros operando cerca de territorios del pueblo Guaraní”, prosigue esta publicación de la CIDH.

El pasado 5 de junio, frente a la confirmación de casos en estos territorios, la ONU y las CIDH emitieron un pronunciamiento en conjunto donde expresaron su alarma por los contagios y fallecimientos en pueblos de la Amazonía boliviana.

Según el Centro de Estudios Jurídicos e Investigación Social (Cejis), de los 58 territorios indígenas que se encuentran en las tierras bajas de Bolivia, 49 están amenazados por la presencia de casos de coronavirus en las capitales de los municipios en los departamentos de La Paz, Cochabamba, Santa Cruz, Beni, Chuquisaca y Tarija.

Ante esto, esta institución hace horas envió al relator especial de las Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas, un informe en el que da cuenta del estado de abandono y vulnerabilidad en el que se encuentran los pueblos indígenas de las tierras bajas de Bolivia, ante la presencia de la pandemia del coronavirus.

“La CIDH urge a Bolivia coordinar con estos pueblos indígenas respuestas efectivas y culturalmente adecuadas para desarrollar medidas de prevención, contención, diagnóstico, tratamientos, alimentación y otros, así como evitar actividades extractivas en sus territorios”, agrega el organismo.

Hace unos días 19 organizaciones indígenas de las tierras bajas en Bolivia exigen paralizar todas las actividades extractivas en sus territorios y abrogar el paquete normativo que avala las quemas para así evitar incendios similares al de la Chiquitanía en 2019.

El panorama es similar en los países vecinos, sin embargo ante la alerta, hace varias semanas los gobiernos de Colombia y Perú crearon un comité binacional para proteger del coronavirus a las poblaciones indígenas que habitan en la región de la Amazonía.(Agencias)

MÁS TITULARES DE SOCIEDAD