INTERNACIONAL    

Estados Unidos

Ataques defensivos contra milicia chiíta



Washington.- El Pentágono informó ayer que ha llevado a cabo “ataques defensivos” en Irak y Siria contra la milicia Kata’ib Hizbulá (KH), tras la muerte de un contratista estadounidense el viernes por los cohetes lanzados contra una base militar en Kirkuk (Irak).

“En respuesta a los ataques repetidos de Kata’ib Hizbulá sobre bases iraquíes que albergan a fuerzas de la coalición, Estados Unidos ha realizado ataques defensivos de precisión que degradarán su capacidad para futuros ataques a la coalición”, dijo Jonathan Hoffman, portavoz del Pentágono, en un comunicado.

En concreto, precisó que las operaciones tuvieron como objetivo tres refugios de esta milicia chiíta respaldada por Irán en Irak y dos en Siria dedicados “al almacenamiento de armas y centros de comando y control utilizados por KH”.

El Pentágono considera que Kata’ib Hizbulá es responsable de la muerte de un contratista estadounidense en un ataque contra una base militar en Kirkuk (Irak) con más de 30 cohetes en el que resultaron heridos, además, varios militares estadounidenses e iraquíes.

El ataque ocurre después de que a principios de diciembre un total de cinco misiles cayeran dentro de la base militar estadounidense de Ain al Asad, en la provincia de Al Anbar (en el oeste de Irak), sin que se produjeran víctimas.

Días antes, el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, había visitado la base iraquí con motivo de la celebración del día de Acción de Gracias.

Estados Unidos tiene a cerca de 5.000 efectivos militares en Irak, aunque el diario The New York Times informó esta semana que el Pentágono estudia retirar a la mitad de ellos dentro de una estrategia a gran escala para reducir contingentes en conflictos locales y centrar esfuerzos en hacer frente a China y Rusia. EFE

MÁS TITULARES DE INTERNACIONAL