SOCIEDAD    

Policía recibió 5 denuncias por robo de mineral



El comandante departamental de la Policía de Oruro, coronel José Pizarro, informó que en los primeros meses de la presente gestión recibieron cinco denuncias por robo de mineral en la Empresa Minera de Huanuni, las investigaciones para identificar a los infractores fueron iniciadas.

“Como comandante en Oruro, me atrevo a decir que este mes hemos recibido cinco denuncias por robo de mineral en la Empresa Minera de Huanuni, donde se han aprehendido a varias personas implicados en estos hechos”, dijo la autoridad policial.

Según el informe del Ministerio de Defensa, la última intervención que se originó a la empresa minera fue el 28 de febrero, donde un grupo de mineros atacaron al grupo militar del puesto de control del cual resultaron cuatro uniformados heridos.

El 13 de diciembre del 2017, la Policía aprehendió a 20 ladrones de mineral de propiedad pública “jucus” y se decomisó alrededor de 570 kilos de estaño que fue extraído de forma ilegal del centro minero. Durante el 2018 se registró más de una decena de estos hechos, producto de la necesidad sancionar tales ilícitos se aprobó la Ley 1093 que incorporó al Código Penal la sanción con pena privativa de libertad hasta 10 años por robo, hurto o receptación de mineral.

FORMA DE ROBO

El ministro de Minería, César Navarro, explicó que en el cerro Posokoni existen varios ingresos permitidos, la bocamina Duncan, Huinchon, Tunari, Harrison, Cataricagua y en San José. Pero de forma paralela existen ventilaciones que son aprovechadas por los “jucus”, a pesar de que estos fueron destruidos por los trabajadores mineros, los infractores se dan modos para rehabilitarlos.

“Existen lugares de ingreso permitidos y de forma paralela existen ventilaciones. Los jucus han creado ingresos clandestinos y los trabajadores han dinamitado esos ingresos. Pero estos tienen un movimiento de 150 a 200 personas de forma permanente lo que hacen es destapar y crear sus propios accesos para ingresar a la mina”, dijo la autoridad.

A la vez, manifestó que estos clanes aprovechan los horarios de producción, cuando los mineros preparan la dinamita para abrir paso a la extracción del mineral, incluso ingresan cuando los trabajadores salen de la mina hasta que se disipe el gas que se acumula.

Navarro indicó que desde la presente gestión se instaló dos cordones de seguridad, en el interior de la mina existen 88 policías que hacen un constante patrullaje en dos turnos. Un contingente de 120 militares del Ejército realiza un rastrillaje en todo el distrito minero de Huanuni.

MÁS TITULARES DE SOCIEDAD