SOCIEDAD    

Pasaron 21 días

Tribunal Décimo no entrega texto de sentencia por caso Alexander



El Tribunal Décimo de Sentencia de La Paz, luego de 21 días, aún no entregó el texto de la sentencia completa dictada el 27 de marzo contra tres personas en el juicio por el caso del bebé Alexander, confirmó Félix Fernández, padre de uno de los médicos acusados.

Las denuncias por retardación de justicia iniciaron en febrero, antes de la sentencia, un informe emitido por el mismo Tribunal, señaló que el responsable del 33 por ciento de la suspensión de las audiencias era el Ministerio Público.

Según Fernández, hasta el pasado viernes, el Tribunal no había entregado a las partes, el texto impreso de la sentencia y esto deja mucha susceptibilidad por el temor de que se cambien los elementos que afecten la apelación anunciada por los abogados.

Resultado de más de dos años de juicio, en un proceso lleno de denuncias por vulneración de los derechos de los procesados, la madrugada del 27 de marzo, se dictó sentencia de 20 años contra el médico del Servicio Departamental de Gestión Social (Sedeges), Jhiery Fernández.

También se sentenció a dos años de prisión a la médico internista del Hospital del Niño, Sandra Madeni y la enfermera del Hogar Virgen de Fátima (ahora Niño Jesús), Lola Rodríguez.

El Tribunal, conformado por Patricia Pacajes, Gladis Guerrero y Roberto Mérida, en esa fecha solo dio lectura de la parte dispositiva y señaló para una semana después, 02 de abril, la lectura completa de la sentencia, pero en esa audiencia solo se leyó un borrador, según la denuncia de Suleika Lanza, abogada de la médico Madeni.

Por su lado, la juez Pacajes, en entrevista con EL DIARIO, el pasado 06 de abril, negó el manejo de un borrador, pero reconoció que se notificó a todas las partes sólo “por la lectura”.

“De ninguna manera, en la audiencia de la lectura de la sentencia señalada para el 02 de abril, estaban todas las partes (…) se ha notificado por su lectura”, aseveró Pacajes.

La preocupación de que el texto de la sentencia pueda ser notificada, expresada por los familiares del médico Jhiery Fernández, se da luego de que la juez reconociera ante los medios de comunicación que no existe prueba científica que inculpe al principal acusado.

Según los antecedentes, las pruebas genéticas elaboradas, por el Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) dependiente de la misma Fiscalía, señalan como negativo un posible contacto entre el médico Fernández y el bebé de ocho meses, Alexander, que se encontraba en el Hogar Virgen de Fátima, hasta el 13 de noviembre de 2014 cuando perdió en el Hospital Juna XXIII donde se detectó un profuso sangrado por la región anal.

MÁS TITULARES DE SOCIEDAD