NACIONAL    

“Guerreros digitales”

Hackers del anterior Gobierno ganaban más de Bs 18.000

> El personal que han contratado era pagado con los ítems de funcionarios técnicos, profesionales especializados, informó Valverde



El grupo de hackers y “guerreros digitales” afines al masismo percibían salarios superiores a los Bs 18.000, según denuncia presentada por la nueva administración de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH), una lujosa casa ubicada en la zona de Sopocachi fue adquirida por el anterior directorio de esta entidad del Estado.

Desde este lugar se procedía con el hackeo y se organizaban las estrategias a favor del régimen de Evo Morales en redes sociales y otras plataformas de comunicación. En las denuncias presentadas ante el Ministerio Público se acusa al ex director ejecutivo Gary Medrano, Juan Ramón Quintana, Iván Canelas, Oscar Silva y un ciudadano de nacionalidad argentina llamado Pablo Singolani como los principales implicados en este ilícito.

La vivienda ubicada en el Pasaje Villegas de esta céntrica zona, al lado del edificio principal de la ANH cuenta con acabados de lujo, muebles empotrados y baños con jacuzzi, entre otros, que no corresponden al tipo de instalaciones requeridas para el funcionamiento de una repartición administrativa. Este inmueble también era usado como depósito de libros y material bibliográfico variado referido a la figura del exmandatario socialista, que era financiado mediante aportes obligatorios de funcionarios públicos.

El nuevo director ejecutivo de la Agencia Nacional de Hidrocarburos, Luis Fernando Valverde, indicó que el salario que percibían las personas que operaban desde esta casa correspondía a ítems de personal calificado en otras especialidades profesionales que no tiene nada que ver con el trabajo realizado por estos funcionarios.

"El personal que han contratado es un personal que ha utilizado los ítems de funcionarios técnicos, personal especializado de la Agencia, o sea, ítems que no deberían ser utilizados para esas personas, para hackers, y en personal extranjero cuyo sueldo provenía de la exacción de los funcionarios de la ANH pidiéndoles plata de su sueldo", informó Valverde.

Una segunda denuncia presentada ante Fiscalía corresponde la venta de 200 litros de combustible para la fabricación de bombas molotov, en esta están implicados funcionarios de la ANH, así como la dueña de la estación de servicio "Candelaria" quien facilitó la venta de este líquido inflamable en una cantidad no permitida, sin el trámite respectivo, por considerarse como un precursor.

Las bombas molotov eran preparadas en un céntrico garaje dependiente a su vez, del Ministerio de Culturas, encabezado por la entonces ministra Wilma Alanoca, el pasado 9 de noviembre.

Las investigaciones apuntan a que funcionarios militantes del MAS, desde el despacho de Alanoca y con la coordinación de Quintana, ministro de la Presidencia hasta dos días después de los hechos, preparaban la "defensa" del "proceso de cambio” en lo que el exhombre fuerte de Morales llamó amenazante los "varios Vietnam" dentro de las ciudades de Bolivia. (visorbolivia.com)

MÁS TITULARES DE NACIONAL